ADS

TOQUES:

Navidad Mejor Viaje, Juegos de Navidad Mejor Viaje, Navidad Mejor Viaje Gratis

aventura que llamo, “el visitante extraño”. No tengo idea de quien es. Nunca mas lo he visto. Y solo puedo imaginar lo que debe haber pensado. Ahora es tiempo de que me ponga mi traje. Pero tengo que hacer esto en privado. Así que mi vestidor es el mismo borde del edificio. No visible desde las calles de Manhattan. El vestidor es algo que papa Rudy me enseño. Aquí es donde toma lugar la transformación. Aquí es donde el disfraz, el impostor, el intruso, se vuelve el actor. El artista. Dios mío. Está volando! No. Solo es la camisa. Es solo la camisa. Nada todavía? Estamos listos para empezar. Por favor, no toque la cuerda floja. La más mínima perturbación puede poner su vida en peligro. Tire mi vestuario. Este es el momento más grande de mi vida y pierdo mi vestuario. Se cayo por el borde. No tengo vestuario. Qué? Que deberíamos hacer? Lo haremos. Lo haremos de todas formas. Lo haré en esta ridicula camiseta pero lo haremos. Tengo un pie en el edificio, un pie en el cable. El mundo exterior empieza a desaparecer. Jeff ya no existía. Mi torre estaba desolada. Ya no podía escuchar los sonidos de Nueva York. Todo quedo en silencio. Todo lo que podía ver era el cable. Flotando en una línea recta hasta el infinito. Y si fuese a cambiar mi peso, me convertiría en una equilibrista. Tan pronto como mi peso entero está en el cable siento inmediatamente una sensación que conozco de memoria. Siento al cable soportándome. Siento a las torres soportando el cable. Dios mió. Lo está haciendo. Lo esta haciendo. Lo ves? Dios mío. Lo está haciendo. Todos! Todos miren! Es una equilibrista! Miren! Me aproximo al primer cavalleti, y esta boca abajo. Pero veo mas detenidamente, y veo que está bien. Gracias papa Rudy, por sugerir las tres cuerdas. Vamos que lo estás haciendo. Lo estás haciendo, Philippe. Arribe a la torre norte sintiendo la alegría más intensa. La mayor satisfacción que he sentido en mi vida. Philippe. Vamos, Philippe. Bien. Ahora estas trabajando. Bien. Esto se lo ensenaras a tus hijos? Philippe, sonríe. Mi amigo. Gracias. Había terminado mi caminata. El golpe maestro se había acabado. Pero entonces, mire a la torre sur y todavía me seguía llamando. Así que estoy pensando, quizá debería re resar a mi cable. Va a volver a salir. Y entonces, sentí algo que quizá nunca había sentido verdaderamente antes. Me sentí agradecido. Así que me arrodille sobre una rodilla y salude. Primero salude al cable. Después a las torres. Y después, salude a la gran ciudad de Nueva York. Entonces, mientras me levanto, veo dos uniformes. Los policías. Qué demonios es eso? Cógelo. Pon las manos sobre la cabeza. Al suelo Al suelo. Pon las manos sobre la cabeza. Al suelo. Demonios, este es un francés. Mira, amigo. Solo ven aquí. Y hablaremos de esto, está bien? Ven amigo, vamos. Ven aquí. Si. El show se ha terminado. Bien. Ven. Parlee vouz americano? Jesús. ! Estos oficiales. Dios los bendiga. Me recordaban a los días en que tenía que correr de la policía, pero no pueden seguirme aquí. Que hacemos ahora?



Remonter