ADS

TOQUES:

Rapide Kart Luchador Mundo Tour, Juegos de Rapide Kart Luchador Mundo Tour, Rapide Kart Luchador Mundo Tour Gratis

sentir mucho menos solo. Necesito usar el baño. Creo que está libre. Soy yo hablando a la grabadora. Drone está echado detrás de mí, relajado. Estoy fumando. Después de decir que no fumaría, estoy fumando. Lo que escriben los guionistas, lo construyen los carpinteros. Lo que ellos construyen, tú lo ruedas. Tú ganas todo el dinero que puedes, ¿por qué ellos no? ¿Y por qué no podemos ayudarlos? Mírate, el soviético de piscina. ¡Por el amor de Dios, habéis ganado! Ya no hay huelga. ¡Podrías ganar con elegancia! Con vosotros es el cuento de nunca acabar. ¡Huelga tras huelga! ¿”Nosotros”? ¡Lo que sea por la justicia! ¿Sabes qué? Haré huelga Juegos Me alegro por ti. Juegos en contra de los huelguistas. Y tampoco cruzaré tu piquete. ¡Venga ya, Trumbo! Eres un Juegos ¿Sabes qué? He pasado muchísimo tiempo Juegos ¿Qué? No ayudas a Juegos Hay que hablar de las escenas de mañana. Son un desastre. ¿Quién coño escribió esa porquería? Pero antes, ¿me concede este baile? ¡Eddie, joder! ¿Te diviertes? Eternamente. ¡Señorita Hopper! Dateline, Hollywood. Las oficinas de la columnista Hedda Hopper. Saludos desde la capital del cine, donde todo es sol y diversión. ¿Lo es? ¿Ven estas caras famosas? Danny Kaye, Humphrey Bogart, su atractiva mujer, Lauren Bacall. Todos ellos han declarado su solidaridad con los técnicos que piden mayores salarlos en huelgas que se han vuelto violentas. Porque, de hecho, estas huelgas son obra de peligrosos radicales. Aquí vemos a Edward G. Robinson, la estrella de “Perdición”. Y este es el guionista Dalton Trumbo, quien, al igual de muchos de los huelguistas y sus simpatizantes, es un comunista con carnet. ¿Quién está detrás de estas huelgas? Vosotros creáis algo Juegos – ¿Y por qué? Juegos y ellos se llevan los beneficios. – ¿Es eso justo? ¡No! ¡No! Nuestros líderes electos lo averiguarán. El congresista J. Parnell Thomas y su Comité de Actividades Antiestadounidenses. El comunismo no es una amenaza lejana. Sus agentes más peligrosos están aquí, controlando las ondas y las pantallas de cine. Haciéndose



Remonter